,

El arte de escribir

Aquí me encuentro, sentado, delante del ordenador y dispuesto a escribir. Las ideas me fluyen como nunca antes lo habían hecho, pero no es fácil. El arte de escribir es eso, un arte, y nunca lo tienes realmente claro hasta que te pones y te planteas escribir todos los días.

Cuando pensé en escribir este blog, lo hice creyendo que supondría una dificultad importante, sobre todo porque nunca antes lo he hecho de manera regular, me refiero a escribir de manera asidua en un mismo medio. Y claro, como con todas las cosas, hay que ponerse para verle las orejas al lobo.

Leer más

Y uno aprende

A continuación, más adelante en esta entrada, voy a reproducir un texto que me tiene encandilado desde hace unos años. Los mismos años que llevo intentando averiguar quién es su autor realmente. Se titula “Con el tiempo uno aprende”.

Siempre que me topo con él, este maravilloso escrito se le atribuye a William Shakespeare, a Jorge Luis Borges, a Verónica Shoffstall, a Nadine Stair, a Fernando Zeledón, o incluso se indica como Anónimo. Así que, por favor, si alguien está seguro de su autoría y tiene referencias fidedignas de dónde encontrarlo (para comprarlo), le estaré inmensamente agradecido.

Para mí es un texto mágico, son unas letras que me hacen pensar y reflexionar profundamente y suelo leerlo cuando me encuentro muy bajo de moral o anímicamente desmotivado.

Hoy pensé que estas palabras DEBEN estar en mi blog y deben inaugurar, cómo no, la categoría de LITERATURA, donde iré incluyendo material digno de leer y de conservar.

Pues, sin más dilaciones, ahí va el texto. Ojalá lo disfrutes tanto como yo cada vez que lo leo.

Leer más